domingo, 22 de noviembre de 2009

LUCHANDO CONTRA LAS FOBIAS

Ayer volví a casa después de 36 horas de ausencia. Directo a la cama.

Hoy, me levanté en gran plan ordenar limpiar tirar soy un robot sin sentimientos tiro todo lo que encuentro.

Ajá, sí, hasta que me encontré con que la bolsa de basura que había quedado sin tirar del jueves? viernes? había dado a luz muchos gusanos.

Ahora bien, no me impresiono fácilemente pero un gusano, ay, me puede desmayar. Me tuve que ir a poner zapatillas con medias, a ver si se me subían por la ojota.

A. me dice, barrelos, yo, no puedo. Después de un par de gritos histéricos (míos) y otros de reproche, acompañados de mirada ad hoc (de él), A. parte a hacer unas cosas con mi viejo y me deja sola al mando de la situación gusanil.

Y pude. Los barrí, los exterminé, levanté con mis propios dedos unas baldosas debajo de las cuales se había juntado humedad y había colonias enteras de los bichos. Limpié todo y no me morí del susto. Corrí muebles, electrodomésticos, basura, alambres, hasta exterminar al último maldito gusano.

Y me quedé pensando que algo mejoré con los años. Antes, en un tiempo difuso que no le pongamos fechas, hubiera dejado todo como estaba, mi asco más fuerte que el horror de saber que los bichos están ahí. O esperado que alguien se hiciera cargo por mí. O me mudaba, directamente. La mente humana es algo muy ridículo, años de evolución para dejarse dominar por organismos menos complejos. 

Bueno, triunfé, estoy contenta. Ya no recibiré miradas como las de hace un rato. 

Ahora queda por verse quién baja la basura a la noche, eso sí.

10 comentarios:

Vane Vane dijo...

bien marie.
ahora ya me podes retar si hago una boludez semejante.

La otra de mí dijo...

muchos pero muchos signos de admiración!!! yo soy tan cobarde.

Richard dijo...

Mamita:
Si salieron gusanos, la bolsa está desde el jueves o viernes del mes pasado, jajajajaja

Una dijo...

Richard tiene razón, es de larga data eso.
Una vez me pasó con...dejá no me puedo ni acordar, la terraza, un asado, me olvidé.
Pero me rescató mi hombre, yo ni loca lo hago, te admiro. Y eso que no soy cobardona, he sido capaz de entrar a la habitación de un psicótico armado con una navaja y disuadirlo con toda tranquilidad pero un gusano!!!!! UN GUSANO??? UN-GU-SA-NO NOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO!!!!!!!

Jime dijo...

augh! bravo! admiración total

Dolo dijo...

El otro día hablaba con unoa amigos el tema bichos. Yo por ejemplo una cucaracha no mato ni loca porque me da mucho asco, me paraliza, me da asco el crac ses de cuando las matan, me da miedo que me toquen, todo..
Al resto de los bichos no los mato porque me dan lástima, porqué tengo que venir yo con toda mi superioridad y matarlo desprevenidamente, eso si, si se meten conmigo como los mosquitos arremeto.
beso
D

Cory dijo...

No coincido con Richard, el calor puede hacer que el proceso de descomposición y la aparición de esos bichos TAN desagradables se acelere.

eMe dijo...

Piedra pepel o tijera puede ser una opción, no?
Tirar una monedita?
Decretar bien democráticamente que sea él el responsable de la no proliferación de gusanos, será un abuso?

En fin... a ud. la felicito por su logro. Yo me hubiera mudado, mire cómo se lo digo... quizás en unos años le pida prestado el post luego de haber superado es asco que me provocan esos inmundos :)

Dos dijo...

Si algo le agradezco a la vida de tener dos hijos varones y guapitos es que matan los bichos por mi. Gracias, vida.
Ahora debo admitir que tu adorado S pierde puntos palabra en mi altisima estima por haberse retirado dejandote al mando del caos gusanil, no señor, eso no se hace.

Marie dijo...

no, Dos, está bien, es por mi bien, me tengo que hacer fuerte, independent women, como beyoncé
beyonce matará sus propias cucarachas?